15/07/2015 | TERRITORIAL - GENERO

Cecilia Gómez Mirada participó de conferencia sobre licencia laboral por violencia de género

La directora de Políticas de Género del Ministerio de Desarrollo de la provincia de Buenos Aires y secretaria de Organización del MUP, participó ayer de una charla sobre licencia laboral por violencia de género en la cámara de diputados de la provincia de Buenos Aires. Participaron la diputada provincial Valeria Amendolara, la directora de gobierno de la provincia de Buenos Aires, Marcela Pastore y representantes de organizaciones contra la violencia de género.

En referencia a la conferencia, organizada en conjunto con la Fundación para la Defensa Social, Cecilia Gómez Mirada sostuvo que “Debatimos con mucha convicción y compromiso sobre la igualdad de derechos laborales y particularmente nos pronunciamos sobre la Ley de Licencia Laboral por Violencia de Género para todas las trabajadoras estatales de la provincia. La violencia familiar inhibe el pleno desarrollo de las mujeres, inhibe el pleno desarrollo en un proyecto de vida laboral o profesional y de un proyecto de vida autónomo en todas las esferas de la vida”.

Asimismo Gómez Mirada agregó “que una mujer que sufre violencia pueda tomarse una licencia y que dicha licencia se llame por su nombre ‘licencia por violencia de género’, nos permite dar un paso más para avanzar y dejar de ocultar la violencia machista”. Sabemos que el ocultamiento de la licencia bajo la denominación de “licencia psiquiátrica” o “licencia por enfermedad” habla mucho de la construcción social hegemónica, de la construcción machista y patriarcal en la que estamos insertas las mujeres en particular y la sociedad en general”.

En la Dirección de Políticas de Género del Ministerio de Desarrollo, área que preside Gómez Mirada, trabajan con un acento muy fuerte en el tema de la empleabilidad, tanto con las mujeres que por la situación de violencia han perdido el empleo o el contacto con el mundo del trabajo (por ausentismo, por falta de oportunidades o por que han abandonado su carrera profesional) como con aquellas que deben tomar una licencia porque son víctimas y necesitan tiempo para la recuperación de las heridas físicas y psicológicas y para iniciar el proceso judicial y no son escuchadas por sus empleadores (estatales o privados) y temen perder el trabajo.

Hacia el cierre Gómez Mirada dijo que “Tanto la licencia laboral como la búsqueda de oportunidades laborales deben ser políticas activas del Estado y los funcionarios militantes convencidos de la igualdad entre hombres y mujeres en todas las esferas de la vida”. Y agregó “quiero agradecer a diputada Valeria Amendolara y a la directora de gobierno de la provincia de Buenos Aires, Marcela Pastore,  por la invitación al panel y por permitirme compartir opiniones y experiencias”.

NEWSLETTER

Suscribite y recibí todas las novedades en tu email